Urge recuperar la institucionalidad ambiental en Venezuela

Foto: Alba Marina Gutiérrez

El pasado 24 de noviembre Grupo Orinoco dictó el foro “Hacia una nueva institucionalidad ambiental”, en el que los ponentes presentaron la crítica situación institucional y una propuesta al país que permitirá abordar la reconstrucción del sector ambiental.

Dada la importancia del tema tratado, Asoprodem dedica este editorial para resaltar los planteamientos realizados.

En palabras del destacado Dr. Arnoldo José Gabaldón, dicha propuesta “Es un proyecto de reconstrucción ambiental en un contexto en el que prácticamente hay que recuperar toda la institucionalidad del país”, pues actualmente el área ambiental presenta un importante atraso institucional, no hay información para dimensionar el problema y el modelo económico del país ya no es sostenible. 

De la vanguardia ambiental a desastre insostenible

Venezuela fue el primer país en tener un Ministerio del Ambiente en Latinoamérica –el primero en su clase–, en la década de los 70 ya se había creado esta institución además de haber establecido la Ley Orgánica del Ambiente.  

El Dr. Anibal Rosales realizó un paseo cronológico de la institucionalidad en Venezuela

Foto: Alba Marina Gutiérrez 

Fuimos el primer país de la región en erradicar la malaria, gracias al Dr. Arnoldo Gabaldón (Padre), quien estuvo a cargo de la Dirección Especial de Malariología del Ministerio de Sanidad y Asistencia Social, en 1936; hoy tenemos nuevamente una epidemia de malaria que azota todas las regiones del país.

En contraste, durante los últimos diez años hemos pasado de no tener ministerio a tener varios ministerios que incluían al ambiente dentro de sus áreas de atención, sin ser prioridad.

Nos encontramos ante una crisis institucional que sigue alimentándose por la crisis generalizada que vive el país. Según un estudio realizado por la Red de Ciudadanía Ambiental, en conjunción con el Grupo Orinoco, la población venezolana considera necesaria la implementación de una nueva institucionalidad y lo vincula con una mejora de la calidad de vida. 98% de la población califica como mala la institucionalidad ambiental actual del país.  

Tal cifra hace apremiante la implementación de una nueva propuesta para recuperar el medio ambiente en Venezuela, además de otros problemas entre los que podemos resaltar: 

  • Predomina la gestión ambiental centralizada. De 335 municipios, no más de 10 tienen capacidad de gestión ambiental.
  • Se incumple la legislación ambiental ante la indiferencia de la ciudadanía.
  • Participación ciudadana escasa o nula en la gestión ambiental. La educación ambiental es deficiente y la consulta pública es inexistente.
  • Sector privado sin capacidad de invertir en programas de gestión ambiental.

Incidencia de la economía en lo ambiental 

El economista Ramón Key advirtió que debido a la actual crisis económica, la agenda ambiental podría quedar supeditada para resolver la economía, lo cual generaría desatención sobre el tema ambiental, que a su vez conllevaría el colapso total de los servicios de agua y recolección de residuos sólidos, por mencionar algunos.

Foto: Alba Marina Gutiérrez

Key hizo énfasis en cambiar el modelo económico social, pues de lo contrario “será imposible revertir el deterioro institucional del ambiente”. 

Hacia una nueva institucionalidad ambiental 

La propuesta que realiza el Grupo Orinoco busca llenar precisamente los vacíos que se han creado en los últimos años, pensando a largo plazo. Entre las líneas maestras del plan podemos destacar:

  • La creación de un Consejo Nacional Ambiental que esté integrado por entidades –que no sean controladas por el sector público– como la academia, y que actúe como monitor de la gestión ambiental y promueva la educación ambiental.
  • Mayor descentralización y desconcentración de poder. La gestión ambiental debe ser completamente local.
  • Incrementar la participación ciudadana.
  • Recolectar información básica y apoyar la investigación ambiental y tecnológica.

No cabe duda de que es apremiante reestructurar la institucionalidad ambiental, pues así se cumplirán los derechos y deberes ambientales. Es sumamente importante impulsar la participación ciudadana en la gestión ambiental, así como la implicación del sector privado en proyectos ambientales que beneficien a la comunidad.

Asoprodem suscribe esta propuesta y continuará trabajando por un país de todos y para todos.

Los invitamos a visitar la página de Grupo Orinoco donde podrán obtener información completa acerca de la propuesta.